Bernard Shaw una vez dijo que "el futuro pertenece a los que creen en la grandeza de sus sueños."

El Liceo Secretarial Bilingüe es un sueño hecho realidad, pues es el producto de dos sueños. El primero es el sueño que Queta (Enriqueta Sartoris) y Chiqui (Esther de Arguedas) tuvieron en Amatitlán hace ya más de 50 años, cuando juntas decidieron fundar un Colegio para formar Secretarias Bilingües muy bien preparadas. Ambas eran secretarias bilingües que laboraban en compañías internacionales y se dieron cuenta de que la preparación de las secretarias era deficiente. En esa época, en Guatemala había muy pocos centros educativos que ofrecieran la carrera de Secretariado Bilingüe y los que la ofrecían no daban la preparación a sus alumnas de acuerdo a las expectativas de las compañías internacionales que en ese momento las requerían. La creación de una nueva institución educativa fue difícil, porque ninguna de las dos tenía el grado académico requerido para fungir como Directora; sin embargo, se asesoraron de personas amigas que las ayudaron y en enero de 1961 el LICEO SECRETARIAL BILINGÜE abrió sus puertas en una pequeña casa situada en la 12 calle A de la zona 1 de la ciudad de Guatemala. El LSB Inició sus labores con diecisiete alumnas, todas con los estudios secundarios finalizados y que deseaban prepararse como Secretarias Bilingües en un plan especial que el Ministerio de Educación les autorizó, el Secretariado Bilingüe Intensivo. El segundo sueño es el de Olga de Monterroso y Esther de Asturias que soñaron con tener algún día una institución educativa de excelencia académica que forjara mujeres guatemaltecas de bien. El camino para llegar a lo que es hoy el LSB ha sido largo, a veces tortuoso, pero definitivamente muy fructífero y gratificante. No podemos olvidar la muerte de Chiqui, ni dejar a un lado las veces que el Colegio tuvo que trasladarse de un lugar a otro: Por el terremoto, por la construcción del Boulevard Los Próceres; porque nos pidieron el terreno que arrendábamos en la 20 calle de la zona 10, hasta llegar a nuestras propias instalaciones aquí en San Cristóbal.
Enriqueta Sartoris Esther de Arguedas
En el área formativa también hemos tenido nuestros tropiezos, pero orgullosamente podemos decir que gracias a Dios que siempre ha estado con nosotros y al apoyo incondicional de muchas personas que han creído en el Liceo Secretarial Bilingüe, ambos sueños se han cumplido. El LSB ya no es una institución donde sólo se forman Secretarias Bilingües, sino que ahora cuenta con todos los niveles educativos (desde Pre-Primaria hasta Diversificado) y atiende a casi setecientas alumnas comprendidas entre los 3 y los 19 años. El Colegio continúa preparando excelentes Secretarias Bilingües y el día de hoy además de Secretarias, tenemos Bachilleres en Ciencias y Letras y Bachilleres en Ciencias y Letras con Orientación en Computación, así como una institución educativa de excelencia con una indiscutible formación.